Economía

Los retos de la economía venezolana para el 2017

La situación económica de Venezuela sigue siendo complicada para ciudadanos y analistas. Estas son algunas opiniones al respecto.

Una nota reseñada por varios medios locales da cuenta de estimaciones elaboradas por diputados opositores al Gobierno, según las cuáles Venezuela cerraría el 2016 con una inflación del 500%.

Esta astronómica cifra, dice la nota, citando al diputado José Guerra, estaría apuntalada por un caída del 12% en toda la actividad económica.

La predicción de la oposición venezolana coincide plenamente con la realizada por el Fondo Monetario Internacional (FMI) a mediados del  año pasado.

Sin asidero

Sin embargo, en opinión de la economista Pasqualina Curcio, profesora de la Universidad Simón Bolívar, esas cifras inflacionarias y esos augurios del FMI no tienen asidero en la realidad.

Entrevistada por la Radio Nacional de Venezuela (RNV), sostiene que una inflación del 500% no puede ser explicada con una caída del 10% del Producto Interno Bruto (PIB), que es toda la producción de bienes y servicios de un país.

“Un 500% de inflación es un nivel muy alto, lo que implicaría una caída de los niveles de producción de forma tan importante que expliquen esa cifra. Nosotros hicimos la comparación [de 2016] con el año 2003, cuando hubo una caída del PIB como consecuencia del Sabotaje Petrolero y el Paro General, y ese año fue alrededor del 10% la caída del PIB y la inflación rondó el 30%”.

Ataque externo

Reiteradamente se ha denunciado en Venezuela la incidencia del portal ‘dólar today’ en el comportamiento del mercado paralelo (ilegal) de las divisas extranjeras, específicamente el dólar estadounidense.

Mientras el cambio oficial fijado por el Banco Central de Venezuela (BCV) se ubicaba en 678,07 bolívares por dólar para el 4 de enero de 2017 ese portal web sugería un cambio de 3.209,78 bolívares por dólar.

En el mismo programa radiofónico, Pasqualina Curcio dijo que ese sitio web genera una serie de “profecías autocumplidas“, ya que no tienen que adivinar cuál será el nivel de inflación, pues depende de la distorsión monetaria que ellos mismos provocan.

“Cualquier manipulación de ese tipo de cambio ilegal, tendrá un efecto previsible desde el punto de vista estadístico o econométrico, en los niveles de inflación”, explica.

Controlar la inflación

Según datos oficiales del Banco Central de Venezuela correspondientes al 2015, la variación acumulada del Índice Nacional de Precios al Consumidor (INPC), o lo que se conoce comúnmente como inflación, fue de un 180,9% durante el año 2015.

Y aunque el BCV no ha emitido aún el boletín oficial correspondiente al 2016, el economista Eliecer Lucero, profesor de postgrado de la Universidad Central de Venezuela (UCV), estima que los pronósticos no son muy halagadores por varias razones.

En declaraciones a RT afirma que durante 2016 “la economía no creció y hubo mucha presión monetaria”, mientras que “el crecimiento de la masa monetaria del país llegó a duplicarse en el segundo semestre de 2016”, lo que, sin duda, “tiene efectos en la inflación”.

Dólar paralelo

Sin embargo, hay otro factor incuestionable que, a su juicio, apuntaló el crecimiento inflacionario: “el aumento vertiginoso del valor del dólar paralelo“.

Eliecer Lucero considera que, en la medida en que crece esta variable (dólar ilegal), crece la inflación. En este sentido, la economía venezolana real “ha estado respondiendo a un dólar especulativo”, afirma.

El académico recuerda las declaraciones del ex vicepresidente Aristóbulo Istúriz, según las cuales “el 70% de la inflación lo genera un dólar paralelo que se cotiza 121 veces más caro que la menor tasa oficial”.

Y aunque ese porcentaje no se aplica a todos los productos que componen el Índice Nacional de Precios al Consumidor en este país latinoamericano, “en algunos alimentos la incidencia del dólar paralelo es quizá de hasta el 100%”.

La caída abrupta de los precios petroleros generó en el país una escasez de divisas que alimentó la existencia de un mercado paralelo, indica.

“Tenemos un problema de escasez de bienes y de servicios, provenientes de la caída de los ingresos de divisas, para poder adquirir estos bienes y servicios que el venezolano está acostumbrado a comprar”, explica.

Los retos

Para el economista Lucero, el Gobierno venezolano se enfrenta a un reto difícil pero no imposible de superar los efectos de la guerra económica.

Para ello recomienda:

-Disciplina fiscal.

-Control de la expansión del dinero que circula en la economía.

-Crecimiento de la producción, ya que -afirma- “si la aumentamos, hay crecimiento económico y la inflación debe reducirse”.

-Impulso al crecimiento económico. “Los problemas económicos tienen una solución: Producción”.

-Disminución de las tasa de interés.

-Acuerdo político para controlar al dólar paralelo.

Con información Agencia RT

Etiquetas
Estuardo Martínez

Estuardo Martínez

Periodista con 16 años de experiencia en prensa escrita, televisiva, radial y páginas electrónicas.

Agregar comentario

Haz click aquí para publicar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *